LOS YANKEES, EL ESTADIO, RUTH Y UN DOCUMENTAL EMOCIONANTE

ruth estadio espaldaPor Andrés Pascual

Hace poco menos de una semana, el canal DECADE transmitió un documental que es una verdadera joya, pieza nostálgica de indudable belleza, aunque triste a más no poder, en que “corren” imágenes de la inauguración de Yankee Stadium en 1923, de la celebración en 1948 de sus Bodas de Plata (un cuarto de siglo) y del Babe, de su personalidad y de la forma cómo aceptó la irreversible dolencia que lo llevó a la tumba.

Aún cuando, a principios de ese año lo llevaron a la Florida; a pesar de la confianza que quiso imponer y casi tuvo que susurrar: “…voy allá abajo a recuperarme, porque me parece que muevo a un viejo de más de 90 años…” y así lucía, entendió mejor que nadie que tamaño juego estaba irremediablemente perdido, su conformismo era mayor que la esperanza que intentó transmitir infructuosamente.

El día que se cumplieron 25 años de inaugurado el verdadero Coloso del Bronx, los Yankees retiraron un uniforme # 3, Cooperstown recibió otro y Ruth lo vistió en su última oportunidad al bate, aunque imaginaria, en que un grupo de sus ex compañeros jugaron 2 innings de exhibición en honor al legendario artillero.

Como jóvenes dispuestos a enfrentar a cualquier batallón enemigo, salió de la cueva homeclub un equipo que hubiera hecho las delicias del fanático de los 20’s, los 30’s incluso los 40’s, con suficientes nombres, con tal cúmulo de gloria individual y colectiva, que el aplauso cerrado, compacto, les recordó que, héroes de mil batallas en el terreno, pese a sus canas o a la calvicie, para el Repetable, que sí lo era de verdad, no estaban olvidados.

Entonces salieron al terreno varios de los estrellas de aquel 1923, cuando los Mulos iniciaban la ruta a la cúspide, cuya frase, marca registrada, ha sido LOS YANKEES SON LOS YANKEES: Wally Pip, Joe Dugan, Whitey Witt, Sam Jones, Joe Bush, Wilcy Moore , Wayte Hoyt, Bob Shawkey, Wally Schang, Tom Zachary, también Mickey McNally, Fred Hoffman, Elmer Smith, Carl Mays, Bob Meusel, Hinky Haines o George Pidgrass.

Cuando todos, los viejos y los, para aquel momento nuevos Yankees estaban alineados, salió el Sultán de la Estaca, el más grande pelotero de la historia del juego con el bate a cuestas, hizo dos, tres, tal vez cuatro swines y el parque se vino abajo: ¡15 ó 20 minutos de interminables gritos y aplausos! En toda su grandeza, en los momentos cumbres de la más grande carrera de un profesional del deporte americano, acaso escuchó otra igual, pero no mayor…

ruth microfono 2El nombre del juego es BABE RUTH, eso no lo puede dudar nadie, cuando se acercó al micrófono para agradecer todo y a todos los que tuvieron que ver con su paso por las Grandes Ligas, haciendo esfuerzos sobrehumanos porque ya no podía hablar, le agradecío al juego y a su país como los responsables de haber sido mimado hasta el último momento. Aquellos hombres alineados y Ruth fueron capaces de producir más de un millón de dólares por año.

Fue Will Harridge, Pdte de la Liga Americana, el encargado de informar el retiro del número del ex jugador grandioso, habló algo de 1927, pero la algarabia apenas permitió oír qué dijo; callaron, en gesto tan majestuoso como luctuoso por lo inevitable ante lo que sucedería pronto, cuando habló el Babe, entonces se podía escuchar el zumbido de una mosca y el hombre más grande del escenario americano en el período 1921-1932, declaró sentirse orgulloso por haber bateado el primer jonrón en aquella instalación. Por lo emocionante, por lo significativo y por lo merecedor del tema, nadie se sorprendió cuando la banda entonó las notas de “MY HERO” (Mi Héroe).

Al finalizar el acto, Babe Ruth regresó al dugout y sus antiguos compañeros se prepararon para enseñarle a los muchachos cómo jugaba una constelación de estrellas contra oponentes de otros clubes de la época, como siempre sucedía en el esplendor de la franela a rayas, los Asesinos se impusieron por hits de Meusel y de Dugan, con un bonito relevo, regalo de Wayte Hoyt.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s